¿Qué son las PYMES?

Se conoce como PYMES al conjunto de pequeñas y medianas empresas cuyo volumen de ventas, capital social, cantidad de trabajadores, nivel de producción o activos se encuentran dentro de ciertos rangos.

Los criterios para clasificar a una empresa como PYME varían por países, estados, e incluso entre entidades reguladoras dentro de un mismo país.

En general su clasificación depende de sus ingresos anuales y su número de colaboradores.

En Ecuador, de conformidad con la Superintendencia de Compañías y según lo establecido por el Código Orgánico de la Producción, Comercio e Inversiones se categorizan las empresas de la siguiente manera:

Categorización - Predominando siempre los ingresos sobre el número de trabajadores.

Ranking de empresas - Superintendencia de Compañías

Rentabilidad media de las PYMES

En el sector de la pequeña empresa, la rentabilidad media sobre ventas (ROS), sin considerar los elementos de desviación (actividades inmobiliarias, financieras y de seguros) es de 3,7%. Su promedio de ingresos es de $ 383.000 anuales y su utilidad neta anual promedio es de $ 13.700.

En el sector de la mediana empresa, la rentabilidad media sobre ventas (ROS), sin considerar los elementos de desviación (actividades inmobiliarias, financieras y de seguros) es de 5%. Su promedio de ingresos es de $ 2.970.000 anuales y utilidad neta anual promedio es de $ 145.000.

Los sectores de mayor rentabilidad sobre ventas (ROS) son: bienes raíces (17,2%), pesca y acuacultura (10%) y telecomunicaciones (9,4%). Los sectores con menor rentabilidad sobre ventas (ROS) son: cría de animales (1,98%), el floricultor (2,59%) y comercio al por menor (3,44%).

Importancia de las PYMES

En todas las economías del mundo, las PYMES son de gran importancia debido al rol que cumplen produciendo y ofertando bienes y servicios, demandando y comprando productos, añadiendo valor agregado.

Constituyen un eslabón determinante en el encadenamiento de la actividad económica y la generación de empleo y riqueza. Aportan cierta estabilidad al mercado laboral (muchos empleados ubicados en muchas empresas, en lugar de concentrados en unas pocas empresas grandes).

Suelen ser los pilares en la creación de nuevos empleos a través de los cuales se engranan las cadenas productivas y los primeros en elevar una ola de innovación en sus procesos.

Por su tamaño, poseen mayor flexibilidad para adaptarse a los cambios del mercado y para emprender proyectos innovadores. Al contar con estructuras más pequeñas les es sencillo tener mayor cercanía con los clientes y ajustarse a los requerimientos del mercado. Esto aunado a las particularidades de su gerencia (generalmente de estructura familiar), suelen propiciarle un espacio especial en las políticas públicas y en la academia.

En Europa se estima que un 97% de todas las empresas son PYMES. Esto se debe en buena medida al fomento y apoyo que los gobiernos dan a las PYMES, ya que se les considera un importante factor de creación de empleo y para sostener altos niveles de crecimiento y bienestar social.

En Estados Unidos se creó el sistema de organizaciones incubadoras para el fomento de las PYMES, que apoyan las primeras etapas del desarrollo de nuevas sociedades.

Debido a que las PYMES demandan modestos requerimientos de espacio, las incubadoras les ofrecen fáciles arreglos de arrendamiento para aminorar el temor de abrir y cerrar un negocio. Por lo general atraen a firmas de servicios y manufactureras en pequeñas y medianas escalas. Los resultados de este sistema han sido muy favorables.

Las PYMES en el Ecuador

Las PYMES son los pilares en la creación de nuevos empleos a través de los cuales se engranan las cadenas productivas y son las primeras en elevar una ola de innovación en sus procesos.

Realizan diferentes tipos de actividades económicas entre las que se destacan:

• Comercio al por mayor y al por menor (40%)

• Industria manufacturera (14%)

• Agricultura, silvicultura y pesca (11%)

• Construcción (6%)

• Transporte y almacenamiento (6%)

• Otros (23%)

A nivel de concentración geográfica, Pichincha y Guayas son las provincias que agrupan la mayor cantidad de PYMES. En Pichincha se estima que existe el 43,29% y en Guayas el 40,46%; esto debido a la concentración de la población en estas provincias, así como de las empresas más grandes a las que las Pymes proveen de bienes y servicios, en gran medida especializados.

Se caracterizan por el uso intensivo de la mano de obra, poca aplicación de la tecnología, baja división del trabajo, reducido capital, baja productividad, mínima capacidad de ahorro y limitado uso de los servicios financieros y no financieros. (INEC, 2007).

De acuerdo al INEC, para el año 2011 las PYMES representaban el 84,3 % del total de establecimientos y la gran industria el 15,7 %. Las PYMES ocupaban al 37,7 % de los trabajadores y la gran industria al 62.3 %; las PYMES aportaban el 13% al Producto Interno Bruto y la gran industria el 87%.

Según consta en el Directorio de Empresas y Establecimientos – DIEE 2016 publicado por el INEC, que comprende todas las unidades económicas que registraron ventas en el SRI y/o registraron personal afiliado en el IESS o perteneciendo al RISE pagaron impuestos sobre sus ingresos en el SRI, en el año 2016; en el Ecuador existen 843.745 empresas, de las cuales 63.400 son pequeñas, 7.703 son medianas tipo A (ingresos entre $1.000.000 y $2.000.000) y 5.143 son medianas tipo B (ingresos entre $2.000.000 y $5.000.000). Total medianas = 12.846 (sociedades y personas naturales) Según se presenta en el ranking empresarial de Ekos 2016, de acuerdo a la Superintendencia de Compañías, Valores y Seguros de Ecuador, de las 52.554 empresas (compañías) que reportaron sus balances hasta el 30 de junio de 2016, 21.922 (44%) son PYMES. De estas, el 31% (6.796 empresas) son consideradas medianas y el 69% (15.126 empresas) son consideradas pequeñas.

Dificultades que enfrentan las PYMES

Las PYMES cuentan con poca o ninguna especialización en la administración. Normalmente la dirección se encuentra a cargo de una sola persona, la cual cuenta con muy pocos auxiliares que, en la mayor parte de los casos, no están capacitados para llevar a cabo esa función.

Debido a la menor disponibilidad de recursos, tanto en la etapa de emprender como en su etapa operativa, las PYMES enfrentan varias dificultades que ponen en riesgo el éxito de estos emprendimientos:

• Limitado acceso al crédito

• Limitado o costoso acceso a conocimientos especializados en relación a las tareas administrativas y de aspectos legales y normativos

• Limitantes para emprender procesos de desarrollo tecnológico: acceso a conocimientos técnicos especializados, acceso a tecnologías de punta, acceso a una gestión eficiente de proyectos de inversión.

En general, a menos que un gobierno central o seccional tenga una política real de apoyo a las PYMES, es la dificultad de acceso a financiamiento lo que frena el crecimiento de las PYMES.

Una de las alternativas que tienen las PYMES es obtener recursos vía mercado de valores, para lo cual deberán cumplir con los requisitos establecidos por este tipo de mercado.